G4 - 56

El Hospital Universitario Virgen Macarena y el Hospital Universitario Virgen del Rocío mantienen un compromiso firme con la ética y la integridad humana que se ve reflejado cuando suscriben anualmente con el Servicio Andaluz de Salud (SAS) su Contrato Programa. Todos los profesionales que trabajan en la sanidad pública aceptan, con la rúbrica cada año de este Contrato, un compromiso con la salud de la ciudadanía andaluza y con el desarrollo individual y colectivo de la misma.

En consecuencia, este acuerdo laboral supone la regulación de los resultados en salud pública y sus garantías, toma al ciudadano y al paciente como centro del sistema sanitario y recala en su accesibilidad y seguridad, en la actividad asistencial, la cualificación profesional, así como la gestión clínica y de los servicios.

Los dos hospitales están dirigidos hacia aspectos de innovación, modernización y calidad, bajo una gestión racional, socialmente responsable y eficiente de los recursos disponibles y en el marco de una estrategia imprescindible de sostenibilidad del Sistema Sanitario Público de Andalucía.

Asimismo, los principios éticos están presentes igualmente en la Misión, Visión y Valores de la organización y en el Título III del Estatuto Básico del Empleado Público donde se describe el Código de Conducta de los empleados públicos.

Los Hospitales Universitarios Virgen Macarena y Virgen del Rocío, siguiendo criterios de Responsabilidad Social, pusieron en marcha durante el 2014 un Plan de Responsabilidad Social Corporativa que ha sido prolongado en el 2015 y 2016 por el que se atiende a una visión integral de la gestión de la organización que traspasa el entorno clásico de la actividad y los costes, lo que se ha traducido en la implantación de un grupo de planes específicos de atención a los Grupos de Interés como son los planes de Acción Social, Atención al Profesional, Gestión ambiental y eficiencia energética, de Comunicación, y el Plan de Igualdad.

G4 - 14  

Los sistemas sanitarios actuales, y su complejidad creciente, hacen que nos encontremos en un sistema de salud que no está exento de riesgos, a pesar de la dedicación y las buenas prácticas de los profesionales. Es tal la importancia del concepto de riesgo que la Alianza Mundial de la Organización Mundial de la Salud lo refleja en su definición de Seguridad del Paciente. De esta forma promueve su gestión mediante estrategias que permitan conocer los riesgos y adoptar medidas para poder prevenirlos.

 

En los últimos años, la política sanitaria de la Junta de Andalucía y de los Hospitales Universitarios Virgen Macarena y Virgen del Rocío viene desarrollando actividades para la gestión del riesgo que a su vez contribuyen a promover la cultura de seguridad entre los profesionales.

Caben destacar, entre otras, la identificación de referentes de calidad como los profesionales que promueven la calidad y seguridad clínica en las unidades de gestión clínica (UGC); el sistema de notificación de incidentes y errores de medicación, que permite a su vez identificar y analizar los riesgos para poder reducirlos o incluso eliminarlos; y la elaboración de mapas de riesgo en el contexto de las UGC con el objeto de que puedan identificar sus posibles riesgos y establecer planes de mejora para prevenirlos. Si bien el Sistema Sanitario Público Andaluz en su conjunto tiende al error cero, sabemos que en la asistencia sanitaria el riesgo no es un factor excepcional, pues la práctica totalidad de sus actos pueden incorporar un riesgo real.

Por otro lado, la actividad diaria de los Centros da lugar a la generación de un gran volumen de datos relacionados con registros sanitarios, datos de carácter personal, tanto de pacientes como de profesionales del centro y proveedores, o de trascendencia económica y judicial.

Estos datos se encuentran dentro del núcleo de los considerados de máxima protección por la Ley Orgánica de Protección de Datos (LOPD 15/1999). Por ello, garantizar su confidencialidad en cualquier circunstancia, es un empeño irrenunciable y compartido por todos los profesionales, conformando una estrategia de seguridad de la mencionada LOPD. 

Los Hospitales tienen implantado un conjunto de medidas, controles, procedimientos y acciones destinadas a cumplir con los tres aspectos básicos esenciales para el buen servicio al ciudadano, el cumplimiento de la legalidad vigente y la imagen de la propia entidad: confidencialidad, integridad y disponibilidad.

Entre las actuaciones tendentes a conseguir estos objetivos, durante el año 2014 se concluyó  en el Hospital Universitario Virgen del Rocío la 1ªAuditoría sobre la observancia efectiva de lo dispuesto en la LOPD en este Centro,  Siendo el equipo auditor personal de la Unidad de Riesgos Digitales del Servicio Andaluz de Salud,SAS. 

Así mismo, y de forma simultánea, se desarrolló en el Hospital Universitario Virgen Macarena la primera fase de la mencionada auditoría sobre el cumplimiento de la Ley 15/1999, finalizando en su totalidad en el primer semestre de 2015.

En el transcurso de 2016 estas actuaciones y estrategias han seguido estando encaminadas a incrementar la seguridad del paciente y cuya continuidad se mantiene en el Marco de la Alianza Mundial para la Seguridad del Paciente, promovida por la Organización Mundial de la Salud, en el Plan de Calidad para el Sistema Nacional de Salud, en el Plan de Calidad 2010-2014 y la Estrategia para la Seguridad del Paciente en el Sistema Sanitario Público Andaluz 2015-2020.

G4 -15 

En relación con la Acción Ambiental, dentro de la Junta de Andalucía destaca la que viene desarrollando la Consejería de Salud, la cual establece una serie de medidas comunes a toda la organización que permite aunar esfuerzos en pro de la búsqueda del desempeño energético y ambiental.

En esta línea se encuentra el Sistema Integrado de Gestión Ambiental y Energético (SIGA+E), cuya implantación se llevó a cabo en los Hospitales Universitarios Virgen Macarena y Virgen del Rocío en el año 2015. Con esta iniciativa se han unificado los sistemas de gestión ambiental de cada centro -siguiendo para ello modelos estándar internacionales: ISO 14001, EMAS para medio ambiente e ISO 50001 para sistemas de gestión energética-  de forma que podemos utilizar las grandes sinergias documentales y de gestión entre estas normas para facilitar la implantación del nuevo Sistema de Gestión Energética.  

Dentro de las líneas concretas de actuación, en 2016 seguimos manteniendo la certificación del Reglamento Europeo 1221/2009 sobre Sistemas sometidos a Ecogestión y Ecoauditoría (EMAS III), que es la certificación Europea más exigente en la actualmente, distintivo de organizaciones sometidas a transparencia con sus grupos de interés y búsqueda de excelencia en su desempeño ambiental.

A lo largo del 2015 y 2016 se elaboraron los Informes de inventario de gases de efecto invernadero (GEI)  de ambos centros (siguiendo el estándar internacional UNE EN ISO 14064) , calculando a su vez la 'Huella de Carbono' de los mismos (contribución de los hospitales al efecto invernadero antrópico),  como herramienta de transparencia y para mejor control de la gestión de los recursos energéticos y el mantenimiento de equipos con Gases de Efecto Invernadero, así como otros proyectos tales como el cálculo de la 'Huella Hídrica' y la 'Huella Social' asociada a proveedores, en la que los Hospitales Virgen Macarena y Virgen del Rocío fueron la primera institución en certificarse.

G4 - 16

Los procesos reales de participación social en salud se acompañan de un desarrollo institucional que incluye cambios en su estructura y formas de trabajar y que permite responder a las necesidades cambiantes de la población. En este sentido, los Hospitales Universitarios Virgen Macarena y Virgen del Rocío son instituciones sanitarias que han logrado estar presentes en organizaciones sociales en diversos ámbitos.

Los dos centros forman parte de diferentes asociaciones, como la Asociación de Gestión Ambiental en Centros Sanitarios (AGACS), haciéndolo a nivel individual y acogiendo actividades de desarrollo y políticas de la misma.

G4 - 16

Certificaciones: Ver acreditaciones por UGCs 

  • Estrategias de colaboración con la Subdirección de Recursos Humanos y Desarrollo Profesional. 
  • Asesoramiento a demanda de los referentes de calidad de las unidades de gestión clínica (facultativos y de enfermería), en el proceso de acreditación de competencias profesionales en materia de calidad.
  • Elaboración de los documentos de certificación individual de competencias profesionales en calidad.

Otras certificaciones:

Los Bancos de Sangre pertenecientes a las Unidades de Gestión Clínica de Hematología de los Hospitales Universitarios Virgen Macarena y Virgen del Rocío disponen de la certificación emitida por la Comisión de Certificación de la Fundación CAT (organismo de certificación de la calidad en transfusión, terapia celular y tisular).